Autor Tema: ¿Son los neumaticos de 25 mm el futuro? ¿Marketing o realidad?  (Leído 612 veces)

0 Usuarios y 1 Visitante están viendo este tema.

Desconectado luuuciano

  • Chueco Gili Powers
  • *******
  • Mensajes: 10.890
  • -¿Qué quieres hoy? -Un Baobab, plantemos un Baobab
    • http://cbasites.net/
  • Votados:
  • Me Gusta Dados: 3563
¿Son los neumaticos de 25 mm el futuro? ¿Marketing o realidad?
« : 10 de septiembre, 2017, 12:29 pm »
5827-0

Los neumaticos de 25 mm han aparecido como una panacea. ¿Qué hay de realidad? ¿Es sólo una estrategia de marketing?

Sociedad de consumo
En una sociedad de consumo como es la nuestra, las novedades continuas acaban por ser el motor para que nos lancemos desenfrenadamente a comprar lo último de lo último.

Por un lado puede parecer que son las estrategias de marketing de la industria las que marcan los tempos, ¡qué gran verdad! Pero también es cierto que somos nosotros, como usuarios finales, los que estamos también ansiosos de tener novedades de una manera continuada.

En el mundillo de la bicicleta esta realidad se plasma cuando llega el mes de julio y agosto, fechas en las que quien más y quien menos se pone las pilas para sacar el catálogo para el año siguiente, ya que las ferias de otoño e invierno son los escaparates ideales para mostrar todas esas novedades.

Centrados en el tema de los neumáticos, objeto de este post, voy a hablaros de esta tendencia que hay de engordar los balones de las ruedas con neumaticos de 25 mm y hasta de 28 mm.
¿Es una estrategia de marketing o hay una racionalización en este elemento?

De los neumáticos de 19 mm a los neumaticos de 25 mm
Como uno ya tiene una edad, me puedo permitir el lujo de poder comparar épocas, ¡delirios de abuelo cebolleta! Para ello os diré que mis primeras pedaladas en esto del ciclismo de una manera más o menos seria data de finales de los 80.

Tanto en esa década como en la de los 90, la tendencia era a llevar neumáticos de 18, 19 y 20 mm. Llevar más era visto con malos ojos, y es que calzar “mangueras” de calibres tan grandes te alejaba de ese estereotipo pro del momento y te sumergía de lleno en el submundo del globerismo.

Yo tengo que reconocer que llevé durante muchos años los neumáticos de 20, y tengo que reconocer también que los de 19 no los llevaba, con lágrimas en los ojos, por la inseguridad que me transmitían.
En la actualidad, estas secciones son anacrónicas. El neumático de 23 mm se ha impuesto claramente desde Europa, como otras tantas cosas de sentido común (el compac por ejemplo) dentro del cicloturismo e incluso del mundo de la competición.

Pero este cambio de tendencia ha sufrido un nuevo giro de tuerca que ha llegado hasta el profesionalismo: los neumaticos de 25 mm, ¡y hasta de 28 mm!, parece que han llegado para quedarse.

Neumaticos de 25 mm Vs 23 mm
A mediados de julio decidí probar esto de los neumaticos de 25 mm tras leer algunos artículos espcializados de la materia. En todos ellos quedaba claro que la opción ideal era el neumaticos de 25 mm por encima de las de 23mm, aunque no ganara en todos los puntos en los que se los comparaba.
A continuación os hago un resumen de todos los datos que fui recopilando que a buen seguro serán de vuestro interés.

1.Resistencia a la rodadura
Pongo primero este punto porque es el que rompe con todos los esquemas. El neumaticos de 25 mm es el que ofrece menos resistencia a la rodadura en contra de lo que muchos pensábamos. Y es que pese a que la anchura de la huella que deja es mayor, por el contrario la longitud es significativamente menor. Eso si, siempre que ambos neumáticos estén inflados a la misma presión. Entre un 23 mm y un neumaticos de 25 mm se estima que estos últimos reducen la resistencia a la rodadura en un 10% a una velocidad de 40 km/h. Esto se traduce en un ahorro de energía por efecto de una menor deformación del neumático.

2. Peso
En este caso, son los de 23 mm los que les ganan la partida a los neumaticos de 25 mm. Se estima que se incrementan unos 20 gramos por rueda. No es mucho, pero este aumento se produce en el peor sitio. Optar por cámaras ultralijeras puede ser una opción a tener en cuenta para compensar (es lo que he hecho yo).

3. Aerodinámica
En un punto que está tan de moda cuando las bicicletas ya no se pueden bajar más de peso, tengo que deciros que he encontrado información para todos los gustos. En algunos casos le quitan importancia afirmando que hasta 25-30 km/h la resistencia al viento ocasionada por la diferencia de ancho de neumático es despreciable. Pero por otro lado en muchos artículos se coincide en la importancia del conjunto neumático/llanta. ¿En cuánto se puede cuantificar esto? No he encontrado datos. Así que mi impresión es que no debe ser muy determinante en este aspecto. Eso sí, si el neumático es de 23 mm y la llanta es de 25, aerodinámicamente todos vienen a coincidir en que el comportamiento será igual que si el neumaticos de 25 mm.

4. Confort
En este aspecto creo que no habrá dudas. A mayor balón mayor confort. Si no que se lo digan a los que ruedan por adoquines. En este aspecto el neumaticos de 25 mm gana la partida sin discusiones.

5. Seguridad
Si antes os decía que no llegué a llevar secciones de 19 por la falta de seguridad que me transmitían, llevar neumaticos de 25 mm se traduce en mayor sensación de seguridad. Pero hay otros aspectos a tener en cuenta como es la posibilidad de rodar con menores presiones en situaciones de piso mojado, circunstancia que mejora notablemente el agarre.

Mis conclusiones con neumaticos de 25 mm 
¡Vamos al grano con mis sensaciones! Que a buen seguro serán más interesantes que dar datos y más datos que por medio de San Google podéis consultar también vosotros sin mayor problema.

Como ya os he indicado, desde mediados de julio he calzado mi bicicleta con neumaticos de 25 mm. Para esta prueba me he decantado por los neumáticos Hutchinson 11Storm Performance Fusion 5.

Pero como mis ruedas Porgress Phantom son de 23 mm, y atendiendo al tema de la aerodinámica, he optado por montar delante un 23 y detrás un 25, un montaje de serie que utilizan en algunas de sus máquinas Canyon.

Y, ¿cuáles son mis sensaciones con este mix de 23 delante y neumaticos de 25 mm detrás? Aquí te dejo mis sensaciones tras recorrer con ellos más 1.000 km dando respuesta a los 5 puntos indicados anteriormente:

 
  • Confort. La verdad es que la primea sensación ha sido rara. Ni mejor ni peor, sólo diferente. Una sensación como de ir más sentado. Luego con el paso de los días esta sensación desaparece y ya ni piensas en que has cambiado de neumático. Lo mismo si cambio de nuevo a 23 noto pérdida de confort, pero ahora la realidad es que me transmite comodidad.
  • Seguridad. Yo soy de los que le gusta bajar fuerte. Y la realidad es que con estos neumáticos Hutchinson me he sentido muy bien. Supongo que llevar unos pata negra también influye, así que posiblemente sólo constato una realidad. En lo que hace referencia al neumaticos de 25 mm atrás tengo que reconocer que me ha transmitido mucha seguridad y solidez, aunque el 23 delantero ha tenido un comportamiento excepcional. Y si os hablo de piso mojado sólo me viene a la mente una palabra: ¡incrreible!
  • Peso. He optado por una cámara ultraligera en contraposición a las “normalitas” que llevaba tradicionalmente y que me ha costado 5 veces más. Y es que la ligereza tiene un precio. No sé si he compensado pesos, pero no me he sentido lastrado por esta circunstancia.
  • Aerodinámica. En ese aspecto nada que decir. Con viento de cara me ha tocado apretar dientes y dar lo mejor de mi si quería mantener el ritmo. Y con viento a favor tocaba disfrutar a tope. Sinceramente no he sentido nada con el cambio.
  • Rendimiento. (¡Esto es lo que estás esperando!) No he tenido mucha oportunidad de salir con mi club, así que me ha tocado batirme el cobre en solitario. La verdad es que desde que monté el 25 detrás mi Strava no deja lugar a dudas: he mejorado mis tiempos en subidas tan diversas como Montserrat, Ordal y Los Once, en bajadas puras como son Les Estenalles, en tramos de carretera como Gelida-Martorell o combinados en subida/bajada con puerto como es Coll d’Obac (de Terrassa a Castellbell con lluvia y piso mojado) y en mis rutas por Extremdura he incrementando notablemente mis velocidades medias alrededor de un 10%.

Mi conclusión final es que esto de llevar neumaticos de 25 mm es una buena opción, tanto si eres un cicloturista sin pretensiones de alto rendimiento como si eres de los que compites o buscas marcas. En unos casos primará la seguridad y confort y en otros el rendimiento.

Estos neumáticos Hutchinson 11Storm Performance Fusion5 me han dejado un buen sabor de boca. Os recomiendo el producto, pero sobre todo que probéis los neumaticos de 25 mm. Personalmente creo que me cambiaré el delantero por un neumatico de 25 mm aunque aerodinámicamente para los puristas no acabe de ser una gran opción teniendo en cuenta que mi llanta es de 23 mm.

Y tu, ¿qué tipo de neumático llevas? ¿23 o 25 mm? ¿Qué te parece esta evolución?

visto en nicolascamarero
¡Hasta la cima siempre!

Conviértete en el cambio que quieres ver en el mundo...
¿necesitas sitio web? ¿newsletters? ¿e-marketing? contactanos te solucionamos todo o casi todo
La televisión es el espejo donde se refleja la derrota de todo nuestro sistema cultural. Federico Fellini | wbwrbrbbrbrb
No hay problemas, sólo soluciones